Blog de música rock y metal

Reseña Epica: ¿Está “Requiem For The Indifferent” A La Altura?


Por fin, después de varias semanas me daré el tiempo para escribir sobre Epica, que sin haberlo planeado, se ha convertido en la banda que más he reseñado en este blog.

Las disculpitas:

El disco anterior de esta banda holandesa “Design Your Universe”, es un caso extraño para mí. A muchos les pareció en su momento el mejor disco que Epica había grabado, a mí, no me parecía gran cosa. Es cierto, técnicamente Epica había mejorado muchísimo, la maestría en los instrumentos se había hecho más evidente, la fuerza y la voz de Simone había mejorado con creces, pero yo seguía diciendo que el “The Divine Conspiracy” me parecía en muchos aspectos, superior a cualquier otro disco que la banda hubiera hecho hasta ese momento.

Aprovecho este post para decir que muchas veces, un disco no te parece tan bueno, pero tiempo después, en otro contexto de tu vida y habiendo escuchado muchas otras cosas en el camino, regresas a ese disco “no tan bueno” y tus sentidos lo detectan diferente, mejor, mucho más superior de lo que habías pensado al princio. Esto fue exactatemente lo que me ha pasado con “Design Your Universe”, que ahora, mucho tiempo después de haberlo reseñado, me ha parecido un disco increíblemente bueno, superior en muchos aspectos (especialmente técnicos) al compararlo con “The Divine Conspiracy”.

De esa forma me dí cuenta de que caí en uno de los mayores pecados: dejé que mi subjetividad, impulsada por mis ataduras emocionales y de contexto con The Divine Conspiracy, pudiera más que el análisis crítico.

En pocas palabras, me retracto de la reseña de “Design Your Universe” no porque alguien haya influido en mi opinión, sino porque mi contexto ha cambiado y ahora más que nunca, me parece un excelente disco.

Habiendo terminado la parte de las “disculpitas”, creo que es necesario comenzar con la reseña del nuevo disco.

Reseña

Mucho he hablado acerca del peligro que es hacer un disco tras otro. Sin tiempo para pensarlo, inspirarse y renovarse. Lo hemos visto con muchas bandas, incluso las más grandes, han llegado a entregar discos que no son necesariamente malos, pero que no tienen esa chispa necesaria para poder enganchar al escucha. Hay que aceptar también, que los metaleros somos probablemente los jueces más extremistas, para muchos de nosotros sólo hay un “malo” o “bueno”, una opinión positiva o negativa. Para nosotros sólo existen dos frases para describir un disco (para los que somos muy jóvenes al menos): “Ese disco es una verga” o “ese disco es una mierda”.

Epica es una de las bandas de metal sinfónico que más ha resaltado en los últimos años, atreviéndome a decir que hasta hace poco, llevaba el liderazgo. Esto ha sido con razones justificadas.

Sin embargo, ser el “líder” de algo (movimiento, grupo, género musical, etcétera) trae consigo la elevación de expectativas. Todos esperábamos algo que nos dejara sin aliento con este nuevo disco. Nuestra avaricia musical es muy grande, siempre queremos más, más y si se puede, un poco más.

“Requiem for the indifferent” es un disco que tuvo la desgracia de ser un trabajo sumamente esperado con infladas expectativas, por parte de los fans y la “crítica especializada”, de una banda que venía de hacer discos cada vez mejores. Si a esto le agregas que Mark Jansen, junto con la mitad de Epica, tienen un proyecto alterno, del que acababan de regresar de gira cuando “Requiem For The Indifferent” iba a grabarse, es entendible el desgaste de la fórmula Epica en el nuevo disco.

  • La primera canción del disco incluye la intro musical a la que Epica nos tiene tan acostumbrados: “Karma”, buenos arreglos orquestales, como es costumbre y que siempre me parece acertado para introducirse en el “mood” metalero sinfónico.
  • La siguiente canción “Monopoly on Truth” comienza poderosa, los riffs rápidos y los batacazos veloces están de regreso, junto a los arreglos orquestales. Es práctimente, una canción bien lograda que utiliza la fórmula de Epica que tanto gusta: la angelical voz de Simone, combinada con las voces guturales de Mark y aderezada con los coros épicos tan conocidos. No me parece una canción mala, simplemente trae consigo un sonido predecible y que no me emociona. Les recomiendo prestarle atención a la canción a partir del minuto 5, cuando la batería se luce en los dobles bombos, los riffs se vuelven más siniestros y los coros otorgan el toque final a todo.

  • “Storm of the sorrow”, es también una canción que suena totalmente al Epica que ya habíamos escuchado con anterioridad en el disco pasado, y sin embargo, me parece una canción que logra un lazo más fuerte con nuestros oídos, al introducirnos con el sonido del teclado, los coros y los platillos de la bataca. La voz de Simone y los instrumentos van cabalgando en un medio tiempo, hasta llegar el coro en donde aunque el tiempo medio se mantiene, los arreglos cambian y la voz de Simone resalta sobre el resto de los instrumentos para lograr una atmósfera más reflexiva y catastófrica. Al llegar al minuto 3:28 el cambio de ritmo y atmósfera llega de la mano de las voces guturales, los riffs se hacen más pesados, los dobles bombos vuelven a atacar los tímpanos. Posteriormente, un delicado puente musical de piano que acompaña la voz de Simone nos da un “respiro” para luego volver a retomar el ritmo medio de la canción. Es una canción bastante agradable, me gusta bastante, me ha parecido dinámica.
  • “Dellirium” debo decir que me ha agradado por su introducción a base del sonido del coro y la voz de Simone. A leguas se nota que esta canción será una balada, acompañada de un piano delicado. Ya he hablado muchas veces acerca de esto, yo en lo personal no soy muy fan de las baladas dentro de los discos de metal porque muchas veces siento que no son lo suficientemente buenas e incluso rompen con el ritmo del disco, sintiéndose forzadas.

Esta canción me ha parecido una bonita balada, debo decir que hasta inspiradora, pero hasta ahí. Seguro no faltará la persona a la que agrade y eso es muy respetable. Lo que me ha parecido curioso, como he leído también en otras reseñas, es que Epica incluyó esta balada muy al principio del disco, lo que rompe un poco con su rutina de lanzar las baladas al final de sus trabajos.

  • La quinta canción del disco “Internal Warfare” debo decir que está hecha de otra cosa. Es probablemente una de mis canciones favoritas en este disco. Poderosa desde el principio, con sus batacazos, su teclado y sus arreglos orquestales marcando el ritmo, para que posteriormente, la lluvia de riffs se deje caer a galope, reanimando las energías que “Delllirium” pudo haber tirado por la ventana.

Los arreglos sinfónicos son uno de los grandes puntos a resaltar en esta canción. Nuevamente volvemos a escuchar esa voz de Simone que tanto se hizo extrañar en las demás canciones, la voz más inspiradora, más angelical. El verso avanza pegajoso, marcado con los riffs. Las guitarras nos revelan coqueteos entre melodía y agresividad.

Los coristas también hacen un gran trabajo en esta canción, dándole una atmósfera más “apocalíptica” al trabajo. Finalmente al minuto 3:20 se dejan caer las voces de Mark que se van intercalando con los riffs veloces, hasta headbangueables y un solo de guitarra y uno de teclado deja ver las influencias más progresivas de Epica, incluso recordando por algunos segundos al trabajo de Dream Theater.

Una de las mejores canciones, sin lugar a dudas.

  • Posteriormente, la canción que da nombre al disco llega en forma de arreglos de guitarra “orientales” que al combinarse con la voz de Simone y otros instrumentos nos terminan de dar esa aíre de estar en un harén. Mis canciones favoritas, y las que más me gustan de esta banda, comienzan con una estructura más o menos similar: tranquilas, lentas, reflexivas, subiendo la velocidad, el ritmo, agregando más instrumentos hasta que el punto culminante explota en las guitarras de Mark e Isaac.

¿La mejor canción del disco?, probablemente sí. Es una de las canciones donde la voz de Simone se arriesga un poco más.

Tal vez es una canción que recuerde a otras muchas rolas superiores de Epica, pero, ¿a poco no es bueno tener algo que te recuerde a buenas épocas?.

Mi parte favorita llega al minuto 4:20 donde las guitarras se van luciendo con sus riffs y la combinación de la bataca. El minuto 5 llega para recordanos que Epica está comenzando a lanzarse sin miedo a terrenos más virtuosos, aderezados de sinfonía, pero perdiéndole el miedo a los cambios de ritmo más marcados y no tan usuales. Es una buena canción, aunque en lo personal esperaba encontrar en este disco canciones de 12 minutos que renovaran mi fe en esta banda holandesa, pero bueno, me quedo con esta canción para quedarme lo suficientemente satisfecha. Lo único que puedo criticar es que el cierre de la canción, no me ha gustado para nada, lo siento algo forzado y muy por debajo de otros trabajos de la banda.

  • “Anima”, una canción decorada con el sonido del piano, se desplaza como el puente musical para dar un “descanso” sonoro y lanzarse a la segunda parte del disco. Con algunos arreglos de sintetizadores que le agregan una atmósfera melancólica, podría pasar prácticamente desapercibida, en mi opinión.

  • “Guilty Demeanor” suena distorsionada y decadente, acompañada con los arreglos. Es probablemente una de las canciones más cortas que la banda haya hecho jamás, con sus poco 3:22. Nada sorprendente que mencionar, excepto tal vez, la combinación de los coros con los riffs y los batacazos. De ahí en adelante, me parece una canción que explota descaradamente la fórmula de la banda.
  • Poco a poco nos acercamos al final del disco y con esto llega “Deep Water Horizon” que nos da la bienvenida con una guitarra acústica, las cuerdas de un violín y la voz clara de Simons. Una canción que hasta el minuto 3:30 o algo por el estilo, transcurre de la misma manera: balada metalera a medio tiempo. Pasando ese tiempo, la agresividad llega a la canción, cosa que se agredece, porque si algo no podemos criticarle a los guitarristas y bajista de Epica, es que saben construir buenas paredes de riffs. La canción tiene incluso un solo de guitarra que es muy bueno, técnicamente hablando.
  • “Stay the course”, a mi en lo personal me agrada porque los riffs de la guitarra se lucen bastante, pero en realidad es una canción que no ofrece nada nuevo. Los arreglos están ahí, haciendo más bella la canción, las voces guturales de Mark y Simone se van intercalando, actuando esa obra de “La bella y la bestia”, tan usado dentro de Epica y en general, dentro de todo el metal sinfónico.
  • “Deter the Tyrant”, una canción bien forjada, los riffs llegan de nuevo, la maestría de los coros, a los que incluso estoy pensando que deberían de darles más protagonismo, ya que logran sin quererlo, hacer un trabajo más atmosférico y relevante que la voz de Simone, al menos en este trabajo.

Posteriormente llega “Avalanche”, arranca con el sonido del teclado, lenta, atmosférica y que va creciendo en fuerza. Nuevamente debo resaltar los puentes musicales que combinan a la perfección el metal sinfónico con sus destellos progresivos.

  •    – Para finalizar, “Serenade of Self-Destruction” avanza magistralmente, con los riffs, batacazos, dobles bombos y sonidos que pasan de lo más delicado del metal sinónico, el virtuosismo del progresivo y la agresividad de momentos de Death Metal. Debo decir que de una forma u otra, se agradece que la canción sólo se haya hecho compañía con las voces de los coristas, dejándonos disfrutar más claramente de la técnica tan depurada que los integrantes de Epica han logrado en los últimos años. Al escuchar esta canción, es muy notorio que sus músicos han logrado un punto muy avanzado, que les tomó varios discos lograr. Sus capacidades musicales y de interpretación están probablemente en su cúspide, aunque por el momento tal vez su creatividad no esté tan a la altura de otros de sus trabajos.

Simone, al igual que a muchos otros, me ha dejado “plana” en este disco. No logra emocionarme, ni transmitirme toda esa fuerza que había logrado en discos pasados, su voz nunca se eleva en notas y mantiene siempre un estilo vocal muy parecido, sin variaciones, ni llegar a su operística voz que tanto la caracterizaba en otros trabajos.

En cuanto a los temas de las canciones, Epica vuelve a apostar por los temas de la destrucción humana, la indiferencia que tenemos hacia el mundo y sus cuestiones tanto ambientales como morales y éticas. Aunque es un tema bastantre reflexico, no logra realmente cuajar y quedarse en nuestras mentes con letras tan reflexivas como se había dando en un “Design Your Universe”, “The Divine Conspiracy” o “Consign to Oblivion”.

Si a Epica se le gastó la creatividad y la genialidad, creo que es muy temprano para decirlo. Hay que tener en cuenta Mayan: proyecto alternativo de Mark Jansen.otros puntos que mencioné al principio y que repetiré de nuevo: poco tiempo para hacer un disco y un proyecto alterno que apenas y dejó tiempo para lograr esta nueva placa. Que si la fórmula se repite o no, bueno, si somos objetivos, la fórmula de Epica se viene repitiendo desde hace 2 o 3 discos, pero sin embargo, habían logrado agregarle nuevos ingredientes a la fórmula que los hacía sonar distintos y renovados. A pesar de que ya tienen sus discos afuera y una reputación bien formada, no hay que olvidar que Epica sigue siendo una banda bastante joven, una banda que aún tiene integrantes bastante jóvenes y que todavía pueden dar algo más.

“Requiem for the Indifferent” es un disco que es técnicamente bueno, bien estructurado y producido. Su único pecado, o tal vez, el pecado de nosotros como fans, fue esperar demasiado de una banda. No es mi disco favorito de Epica, vienen encima muchos otros, pero sin embargo, no me parece un disco que pueda ser reseñado como malo. Yo tal vez finalizaría diciendo que es un disco que puede sonar similar a otros, pero que para los que apenas empiezan a introducirse al metal sinfónico o a la discografía de la banda, probablemente es el mejor disco para escucharse.

Anuncios

10 comentarios

  1. Mauricio

    Qué tal, a mí de inicio no me gustó RFTI pero ayer lo escuché de nuevo todo y me encantó, no al nivel de TDC o TPA, pero ellos son más del tipo cross-over y han ido evolucionando, pasaron de querer ser Nightwish o sus sucesores a definir un estilo base. Regreso a la parte de “no me gustó de inicio” porque es imporante decir igual otros discos de otras bandas no me han gustado, pero pasa el tiempo y cambia, entonces desde que me sucedió prefiero esperar meses y probar de nuevo.

    24 julio, 2012 en 8:44 pm

    • Coincido totalmente contigo… y me pasó con Design Your Universe. Puede ser que la próxima vez que escuche “Requiem…” la cosa cambie!.
      Gracias por pasar a dejar un comentario! saludos! 🙂

      28 julio, 2012 en 12:42 am

  2. Me gustaría añadir una posible hipótesis para los discos posteriores de Epica, a mi gusto me gustaría escuchar a la Simone lírica y a la Simone “normal” en una misma canción, pensarlo de esa forma sería lógico porque al estar teniendo tintes progresivos podrían empezar con el núcleo sinfónico e ir cambiando progresivamente al progresivo cambiando consigo la voz, o podría ser al revés. Lo pienso en mi cabeza y creo que quedaría genial.

    23 julio, 2012 en 11:54 am

  3. leidy

    por mi parte, cuando lo escuche la primera vez, solo pude pensar “esto es mas de lo mismo”, es el continuara de Design pero desviado completamente y mandado por la borda, al principio no me gusto pero creo que es uno de esos albums que debes obligarte a escuchar para que tus oidos lo mastiquen mejor y despues te terminara encantando, estoy en ese proceso

    20 julio, 2012 en 7:31 pm

  4. Eiry Izaguirre

    Excelente post, y buena reseña. Para ser exitosos aquí debemos ser objetivos y no dejarnos meter cualquier basura 🙂 Saludos desde Venezuela.

    16 julio, 2012 en 9:33 am

    • Gracias y que bueno que te hayas dado el tiempo de pasar a dejar un comentario. Saludos desde México 🙂

      17 julio, 2012 en 9:02 pm

  5. Jahaziel

    excelente analisis, con tu reseña dan ganas de escuchar el disco sigue asi

    3 julio, 2012 en 3:19 pm

    • ¡Qué bueno que te haya gustado! Y en verdad te recomiendo mucho el disco, definitivamente crece en gusto cada vez que se le escucha de nuevo! Muchas gracias por haber dejado un comentario! Buena vibra! 🙂

      5 julio, 2012 en 9:45 pm

  6. Abocado

    Primero debo aclararte que la version de Serenade que escuchaste no es la original sino la instrumental y que por error de la discografica termino en la mezcla final del disco.Esto ya fue aclarado por Nuclear.La version original cuenta con las voces de Mark y Simone en su faceta mas lirica.
    En cuanto a la critica debo decir que no la comparto del todo ya que este RFTI me parece un excelente album,no mejor que DYU,pero a la altura de este ultimo y de TDC sin dudas.No es un disco facil de digerir,tampoco lo era DYU y vos debes saberlo bien de acuerdo a tu anecdota,pero luego de muchas escuchas se logra asimilar y,por lo menos en mi caso,me convencio plenamente.Tecnicamente,probablemente sea el disco mas complejo de Epica y de eso no hay duda ademas de ser su disco mas progresivo.Tampoco lo encuentro muy similar al sonido de los discos anteriores aunque al unico que se puede parecer en este aspecto es a DYU ya que los anteriores son completamente diferentes.La voz de Simone(personalmente me encanto en todo el album mas alla de usar su tono lirico o no)ha sido el reclamo de muchos pero su unica justificacion para esto es que “ya no usa su voz lirica” ,nadie tiene en cuenta otros aspectos como la versatilidad que muestra hoy dia y como trata de sonar diferente,no solo en cada album sino en cada cancion.Ademas Simone empezo a dejar su canto lirico paulativamente a partir de CTO y todavia siguen reclamando esa faceta suya como si fuera que en todos los discos anteriores usara su voz lirica en todo momento.De que ya no cante lirico y no te guste a decir que es plana hay un mundo de diferencia.Sobre esto ultimo ella misma explico en una entrevista reciente el por que de su cambio.La voz de Mark tambien me parecio muy mejorada y agregando registros mas black metaleros como en la ultima parte de RFTI.Suena brutal en algunos pasajes y,particularmente,en Monopoly On Truth suena realmente enojado.Si bien su participacion,aunque corta en algunos temas,es en casi todas las canciones me hubiera gustado que apareciera un poco mas de tiempo.Igual para eso tenemos a MaYan ahora.
    Como dije,tecnicamente es un disco superior y posee,siempre a mi criterio,varias de las mejores canciones que ha hecho Epica en toda su carrera como Requiem For The Indifferent,Deter The Tyrant,Avalanche y Serenade Of Self-Destruction.Todas desde ya en mi lista de favoritas de la banda.
    Otra cosa es que nunca comprendi es el por que Epica deberia tener una cancion de mas de 12 o 13 minutos en sus discos.No me parece que sea necesario para nada ademas de que esto solo ocurrio en los ultimos 2 discos.Es verdad que Kingdom Of Heaven probablemente sea la mejor cancion de la banda pero igual no lo veo necesario en absoluto.
    En definitiva,me parece un gran album sin duda,a la altura de los 2 ultimos(y mejores) trabajos y muy superior en todos los aspectos a sus 2 primeros discos.Ojala sigan mejorando aun mas con el tiempo ya,que como bien decis,todavia es una banda joven,con mucho talento y mucho por mejorar.
    9/10 seria mi nota.
    Saludos y buena reseña a pesar de no compartirla del todo.

    14 abril, 2012 en 4:49 pm

    • Qué tal, gracias por comentar y me da mucho gusto que lo hayas hecho, sobretodo porque los comentarios no caen tan fácilmente en mis post más “nuevos”. Coincido contigo en algo, que ahora me doy cuenta que olvidé por completo mencionar: La banda, sobretodo en este disco, han dejado un poco más el estilo sinfónico y han dado más oportunidades al metal progresivo. Es cierto, no compartimos opiniones en muchos aspectos, pero me gustaría aclarar que a pesar de todo, me alegra que Epica esté evolucionando, yo apostaría a que las próximas producciones de la banda serán aún más progresivas y virtuosas, por lo que probablemente Simone deje el canto lírico aún más, para poder adaptarse al nuevo sonido que están construyendo.

      Opiniones distintas, pero que respeto porque están muy bien justificadas y pues, al final, el escuchar un disco es una actividad muy subjetiva. Agradezco que te hayas tomado la molestia de comentar,porque es muy raro encontrar alguien que pueda explicar punto por punto las razones de su desacuerdo con mi reseña y que lo haga, sobretodo, con amabilidad y respeto. Muchos saludos y buena vibra.

      15 abril, 2012 en 9:02 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s